Navegando el Panorama del ESG, Parte 2 – Minería Responsable

par | Nov 9, 2020

En un artículo anterior de junio de 2020 (enlace), establecemos elementos clave del panorama ambiental, social y de gobernanza (ESG), y cómo Micon puede apoyar a las empresas mineras en todas las fases y escalas para participar con enfoques sostenibles y abordar los problemas de ESG. En este artículo, recogemos el tema paralelo del enfoque de « minería responsable », que está indisolublemente ligado al ESG, y analizamos lo que esto significa para las empresas mineras, sus inversionistas y en la práctica.

El sector minero es una industria global y a menudo escuchamos hablar de « cambio sistémico », pero esto puede parecer distante, especialmente para las empresas más pequeñas con geografías más localizadas. No obstante, el enfoque de Micon es trabajar con participantes individuales a nivel local, integrados en las economías locales, sus comunidades y el entorno local porque es en este nivel donde realmente sentimos el dolor o la ganancia en términos ambientales y sociales. Lo que es « responsable » a este nivel debería impulsar la acción a corto plazo y sentará las bases para ganancias a largo plazo en términos de sostenibilidad económica, financiera, técnica, ambiental y social.

 

Entonces, ¿qué significa « minería responsable »?

Ser un miembro responsable de una comunidad, sociedad, país (a nivel empresarial e individual) puede significar tomar acciones que « no hacen daño » o que tienen en cuenta a las generaciones futuras. La definición de Desarrollo Sostenible de la Comisión Brundtland (1987) es “desarrollo que satisface las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”. En la década de 1980 también surgió el concepto de Responsabilidad Social Corporativa (RSC), que incorpora una ética de « responsabilidad » en los enfoques de la práctica empresarial. La RSC se define de diversas formas como « un modelo de negocio autorregulado que ayuda a una empresa a ser socialmente responsable ante sí misma, sus partes interesadas y el público », y más recientemente por la Comisión de la UE como « la responsabilidad de las empresas por su impacto en la sociedad ». Sin embargo, la RSC como herramienta es intrínsecamente débil en la práctica, ya que carece de medidas definibles de desempeño y no está sujeta a regulación externa.

Conducta Empresarial Responsable (CER) es otro término, acuñado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), descrito como « hacer una contribución positiva al progreso económico, medioambiental y social con miras a lograr el desarrollo sostenible y evitar o abordar impactos adversos relacionados con las operaciones, productos o servicios directos e indirectos de una empresa « . ¿Suena familiar?

La Responsible Mining Foundation ha descrito la minería responsable como “el beneficio para las economías, mejorar la vida de las poblaciones y respetar el medio ambiente de los países productores, además de permitir que las empresas obtengan ganancias justas y viables” (www.responsibleminingindex.org).

Curiosamente, la UE reconoce que las pequeñas y medianas empresas (PYME, el tipo de negocio más común en la UE) pueden no conocer o utilizar los términos ‘RSC’ o ‘CER’, pero a través de sus estrechas relaciones con los empleados, la comunidad y sus socios comerciales, a menudo tienen un enfoque empresarial naturalmente responsable. Micon ve esta observación reflejada en la industria minera, donde para muchas operaciones más pequeñas, el proceso mediante el cual cumplen sus objetivos de responsabilidad social es todavía algo informal e intuitivo.

La Figura 1 muestra las áreas o componentes entrelazados que conforman la minería responsable.

 

Figura 1: Áreas de la minería responsable

 

Interés de los inversores en la minería responsable

Desde principios de la década del 2000, más de 2,300 propietarios de activos que representan $86 billones de activos bajo administración se han adherido a los Principios de Inversión Responsable (PIR) de las Naciones Unidas que les exigen integrar factores ESG, componentes clave de la ‘minería responsable’, en sus decisiones. La Revisión Global de Inversiones Sostenibles 2018, indicó que a principios del 2018 había $30.7 billones de activos bajo gestión para inversión sostenible, un aumento del 34% en dos años.

En vista de este cambio significativo en el comportamiento de los inversores en ESG, existe un consenso creciente de que estamos viendo el inicio de un ciclo de « Inversión Responsable » que genera competencia por el capital basado en un buen desempeño de ESG. Mientras tanto, la mejora de los estándares de desempeño por parte de la industria minera y los requisitos para una validación independiente y transparente a nivel de sitio son pasos en la dirección correcta. Proporcionan la base para impulsar mejoras en el desempeño en todo el sector, al tiempo que ayudan a los inversionistas a diferenciar entre buenos y malos a la hora de determinar dónde colocar su capital.

Debe quedar claro que, para atraer financiamiento a corto y largo plazo, una empresa debe demostrar su compromiso con la práctica minera responsable y sostenible.

Entonces, ¿cómo se puede hacer esto?

 

Iniciativas actuales en el espacio minero responsable

La agenda general es proporcionada por los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas (ONU-ODS) que establecen objetivos y metas para un desarrollo económico equitativo, socialmente inclusivo y ambientalmente sostenible. La industria minera es un importante contribuyente potencial a los ODS y al Consejo Internacional de Minería y Metales (CIMM), que representa alrededor de un tercio de la industria, y ha brindado orientación de desarrollo sostenible para el sector para garantizar que las inversiones sean técnicamente apropiadas, ambientalmente sólidos, económicamente rentables y socialmente responsables (véase el recuadro 1). Este tema ha sido retomado y ampliado recientemente por nuevas iniciativas, incluido el Estándar Global de la Industria sobre Gestión de Relaves, del cual el CIMM fue uno de los tres coorganizadores.

 

Recuadro 1: El alcance de los Principios de Minería del CIMM

Adaptado de www.icmm.com/mining-principles.

 

Hay varios otros marcos que permiten a una empresa demostrar responsabilidad, como el Pacto Mundial de las Naciones Unidas, GRI, Carbon Disclosure Project, estándares del IFC, expectativas de desempeño del CIMM, ISO26000 sobre Responsabilidad Social, los Principios de Minería de Oro Responsable (RGMP) del World Gold Council The Copper Mark, ResponsibleSteel, Responsible Minerals Initiative, Responsible Gold Agreement, etc., así como los que se centran en la minería sostenible (enlace). Sin embargo, esta plétora de iniciativas puede ser confusa y puede estar aumentando los niveles de sofisticación de los informes de desempeño y las herramientas de rendición de cuentas sin respaldar en la práctica el mismo grado de mejoras fundamentales en los impactos ESG sobre el terreno.

 

Cómo ser más responsable

Micon apoya la aplicación de los principios clave descritos anteriormente, y esto significa prestar atención a todos los siguientes aspectos en todas las etapas del ciclo de vida de la mina:

  • la dimensión social: comunidades afectadas, derechos humanos y desarrollo social
  • gestión pasada, presente y futura: impactos ambientales y sociales, un enfoque de vida de la mina, diseño de cierre y recuperación, abordando sitios abandonados
  • capacidad organizativa: identificar y abordar las debilidades, crear y retener conocimientos y experiencia
  • gobernanza: papel del estado, alineamientos regionales, legislación, estándares de desempeño, seguros
  • transparencia y responsabilidad
  • modelado financiero: inclusión de costos de gestión ambiental y social calculados correctamente a lo largo de la vida útil de la mina
  • conciencia y esfuerzo interdisciplinarios: fomentar el intercambio interdisciplinario de conocimientos, la formación y el desarrollo de capacidades y la voluntad de participar y promover conversaciones interdisciplinarias sobre temas especializados como la biodiversidad, el cambio climático, la gestión del agua
  • promover, cuando sea posible, un enfoque de gestión sistemático: esto implica la integración vertical y horizontal de funciones (planificación, diseño, construcción, operación, supervisión de la gestión) dentro de la vida más amplia del marco de gestión de la mina.

 

En conclusión

Es demostrablemente posible que un proyecto minero sea al mismo tiempo rentable y responsable. De hecho, ¿quién no querría alcanzar estos dos objetivos? No hacerlo es, por definición, irresponsable, una posición que seguramente es difícil de justificar a cualquier nivel, ¿sea económico, técnico, ambiental o social?

Micon se compromete a desarrollar la capacidad de las empresas mineras para actuar de manera responsable y comprometerse eficazmente con el cumplimiento de las demandas de la gestión sostenible de los problemas de ESG.

Micon trabaja con compañías mineras para comprender e integrar sistemas efectivos de minería responsable desde las primeras etapas del proyecto, para establecer firmemente el escenario para resultados financieros, ambientales y sociales continuos, responsables y sostenibles. ¡En minería, las cuestiones ambientales y sociales siempre son aplicables! La comprensión de los principios de responsabilidad que se aplican a la minería puede facilitar las perspectivas y decisiones necesarias para garantizar un desempeño efectivo en el espacio ESG.

0 commentaires

Soumettre un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.